6/04/2015

#CartaAbierta La normalidad transgénero gracias a una valiente: #CaitlynJenner


El show de la familia Kardashian en televisión ha sido de lo más mediático a nivel mundial como programa docu-serie. En él, el atleta americano Bruce Jenner -sufridor de todos los caprichos del clan Kardashian- se mostraba siempre en un segundo plano y en las últimas temporadas fue ganando peso gracias a su carácter ya que las narices se le empezaron a hinchar ante tanta y variada tontería.


Esta semana, cuando nadie lo esperaba, Bruce -ahora "rebautizado" como Caitlyn Jenner- arrebató toda la fama al clan con una portada valiente que dejó a much@s con la boca abierta. La edición americana de 'Vanity Fair' ha conseguido la presentación mundial de un ser humano con ganas de ser feliz, libre y poder vivir al margen de prejuicios.



Me encanta que haya afrontado su reasignación de sexo con toda normalidad, pero no me gusta tanto toda la envoltura circense que se ha ido formando alrededor de tamaño paso al frente.
Me explico. Huele a que las chicas del clan Kardashian -especialmente Kris (su exmujer)- no están del todo contentas porque alguien les ha quitado su obsesivo objetivo de conseguir el hit mediático en internet -ha sido inevitable que los memes proliferen y corran por el mundo 2.0 como la pólvora-.


Aplaudo a Caitlyn ya que con su gesto, muy lejos de enseñar el culo o con cualquier otra mamarrachada, ha conseguido romper una lanza a favor del colectivo transexual, normalizando la opción de ser libre y vivir en libertad.
Lo mejor que le ha podido ocurrir a la ahora señora Jenner es haber afrontado ser quien es "lejos" de la televisiva familia. 


El editorial -firmado por la gran Leibovitz- es maravilloso y podemos ver a una mujer bella que por fin sonríe. Sólo puedo destacar una y otra vez lo valiente que ha sido y lo bella que está.
Eso sí... ¿No os recuerda a la gran actriz Jessica Lange?